Demanda contra Jose Antonio Gallego, presidente de Aerco

Muchos creen que pueden difamar alegremente en las Redes Sociales. Hasta que a alguien se le hincha las narices, claro. Y se les acaba la impunidad que creen que tienen.

He decidido presentar una demanda contra Jose Antonio Gallego, presidente de Aerco. 

En resumen, esta es la historia:

– Jose Antonio Gallego lleva utilizando indebidamente desde hace meses el cargo de presidente de la Asociación Española de Profesionales de Social Media, cargo que es mío. Su asociación es otra.

– Intenté contactar con él, de forma discreta, por DM, para que corrigiera dicha actitud, tal y lo como lo comento en este artículo.

– No me atendió. Me baneó y empezó a lanzar indirectas en Twitter de que le estaba acosando, distorsionando los hechos:

– Hoy, tres días después, una asociada de Gallego le preguntó en Twitter que por qué usaba el nombre de nuestra Asociación. La reacción de Jose Antonio Gallego fue banearla y acusarla de ser un troll que sólo queria su teléfono.

– Esta asociada se indignó por el baneo y publicó un artículo sobre el tema. 

– Jose Antonio Gallego, al ver la repercusión del artículo, recula y le responde esto en su blog:

El texto, para que no os dejéis los ojos en la captura, es este: «Esther, te he comentado en privado las razones de mi confusión, pero vuelvo a pedirte perdón en público. En ningún momento he dado tu nombre ni como troll ni en ningún sentido.
Como te he dicho en privado, desde hace días estoy sufriendo acoso por parte de una persona que me escribe a mí y a mis contactos, llama a mi trabajo, a mis familiares, a gente con quien colaboro con temas referentes a la web de la aerco.
Varias personas que han sufrido acosos similares de esta persona me han llamado para advertirme que han sufrido experiencias similares por parte de la misma persona y que tenga mucho cuidado. Esta persona usa perfiles falsos , y al leer tu mensaje vía twitter con los mismos temas me he equivocado y te he bloqueado. Al darme cuenta del error te he escrito y te he pedido perdón, y te reitero que en ningún momento te he mencioando, y muchos menos en términos peyorativos.»

Os llamo la atención sobre esta frase que es una perla increíble:

«Desde hace días estoy sufriendo acoso por parte de una persona que me escribe a mí y a mis contactos, llama a mi trabajo, a mis familiares, a gente con quien colaboro con temas referentes a la web de la aerco.»

¿Qué creéis que pensará un juez? ¿se refiere a mi o a un personaje tenebroso, oscuro y perverso  que sólo está en su imaginación?. ¿ Creéis que puedo permitir que la gente pueda llegar a pensar eso se mí?

¿Qué haríais vosotros ante esta situación?, Yo lo tengo claro.

He procedido a emitirle un burofax, que podeis ver aquí. He utilizado la web de Correos.es. En esta captura de pantalla podeis ver el justificante de Correos que esta entidad me ha emitido. Para que veáis que no es un farol y que voy muy, muy en serio.

El resumen del burofax es claro: O desmiente claramente que habla de mi o procederé a demandarle.

Esto cansada ya de personajes que se creen impunes al difamar y desprestigiar. Conmigo se les ha acabado esa impunidad. Me gastaré una pasta en abogados, lo sé, pero no voy a consentir más estas acciones

Como alguien dijo, destruir la reputación en Internet de alguien es demasiado fácil. Sobre todo si no respondes. Y yo he decidido responder judicialmente para evitar estas infames actuaciones. Porque ya está bien.
¿Quieres recibir mis artículos en tu email?

Deja un comentario